Materiales para baños

A la hora de construir o reformar un baño, son muchos los materiales que entran en juego.

Desde los productos para espacios de baño, como lavabos, inodoros, duchas, bidés, mamparas, armarios o muebles que analizaremos a continuación, hasta los revestimientos para suelos, techos o paredes, generalmente cubiertos mediante azulejos y otros materiales aislantes.

Principales elementos de un baño

Estos son los principales elementos que componen un baño estándar.

  • Lavabos: habitualmente están fabricados en material cerámico, porcelana o materiales derivados como fineceramic o surfex. Se pueden ubicar sobre encimeras, sobre muebles, fijados en la pared (mural) o con un pie propio.
  • Inodoros: los materiales utilizados para fabricar inodoros suelen ser similares a los usados en los lavabos. Existen inodoros de tanque bajo, de tanque alto o inodoros suspendidos. Casi todas las opciones de inodoro incorporan una taza que se utiliza como base de forma opcional.
  • Duchas, bañeras y mamparas: las duchas son uno de los elementos del baño que más variaciones suelen tener. Existen bañeras clásicas, bañeras tipo jacuzzi, duchas con mamparas de una o dos puertas, mamparas de ducha a medida, duchas de mano, duchas de columna, duchas (y bañeras) con chorros de hidromasaje, etc. La cantidad de combinaciones es muy grande, y es que, la mayoría de la gente, disfruta mucho en la ducha y busca la mayor comodidad.
  • Bidés: a pesar de que cada vez es más habitual ver baños sin bidé, en los baños grandes siguen siendo un elemento habitual. Se suelen ver bidés de pie o bidés suspendidos y, además, la mayoría, incorporan una tapa de forma opcional. Los bidés se suelen fabricar en porcelana o loza, las bisagras suelen ser de latón y la grifería de latón o acero inoxidable. Sin embargo, existen modelos de grifos más baratos que se fabrican con aleaciones de zinc o plástico. Este tipo de grifos tienden a desgastarse antes, por lo que no se recomiendan, ya que, a la larga, salen más caros.
  • Muebles y armarios: los muebles, las estanterías y, sobre todo, los armarios, son otros elementos que no pueden faltar en cualquier baño de cierto tamaño. Actualmente, existe una tendencia de utilizar lavabos posados sobre muebles y encimeras, lo que permite situar un mueble debajo de ellos. Sin embargo, lo más habitual sigue siendo el armario vertical clásico, un armario con doble puerta, cajones y la suficiente altura como para guardar todo lo necesario. Los muebles de baño suelen fabricarse de madera ligera, como el aglomerado, y están forrados de materiales o pintura impermeable. La melamina también es un material excelente para muebles de baño, ya que no tiene poros y consigue una mayor durabilidad.

Tendencias actuales en la construcción de baños

Dependiendo de la distribución de nuestro baño, podremos optar por un tipo de elementos y muebles u otros.

Por ejemplo, hoy en día, se utilizan mucho las mamparas de ducha frontales debido a su comodidad y a la estanqueidad que aportan a la zona de la ducha. Evitan que el agua se salga, son bonitas y, además, ideales para acceder a la ducha si cualquiera de los usuarios tiene problemas de movilidad o cualquier tipo de lesión.

Como citábamos antes, otra tendencia interesante es el uso de lavabos sobre encimeras. Atrás quedaron los tiempos en los que un lavabo siempre estaba suspendido o utilizaba su propio pie. Los lavabos sobre encimera permiten aprovechar mejor el espacio, suelen ser de mayor tamaño y son mucho más versátiles.

Otros artículos relacionados que quizás te interesen:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *